IRLANDA del NORTE, LIBRAS del Northern Bank 1997-2011 desde el City Hall de Belfast

Desde “PaséPorAllí”, nos acercamos hasta Belfast, la capital de Irlanda del Norte para posar junto al City Hall, edificio neorrenacentista construido entre 1898 y 1906 y que es sede en la actualidad del gobierno municipal de la ciudad. Fue diseñado por Alfred Brumwell Thomas. Es un gran edificio de planta rectangular, cerca de 6.000m2,  con torres en sus cuatro esquinas y una gran cúpula central de 53m de altura, a la que se accede por una entrada coronada por un frontón modelado con estatuas clásicas. Toda la fachada de la primera planta está rodeada de columnas con capiteles clásicos adosadas a la pared, marcando la separación entre ventanales de vidrieras con balcón.

desde la entrada al City Hall de Belfast junto al monumento a la reina Victoria

Sus jardines alrededor albergan muy distintos monumentos y esculturas conmemorativas, como el Titanic Memorial, o el Cenotafio en memoria de los caídos en la 1ª Guerra Mundial, o la estatua de la reina Victoria junto a la puerta principal de acceso, entre otras esculturas de ilustres y políticos irlandeses.

Nuestro análisis notafílico se centrará en la serie de libras emitidas por el Northern Bank Limited de Belfast a finales del s.XX e inicios del s.XXI, ya que esta serie nos deleita en sus reversos con el dibujo del frontón y  tímpano clásico que da entrada al majestuoso City Hall.

El frontón que da acceso a la cúpula presenta un tímpano de esculturas clásicas construido por el escultor británico Frederick William Pomeroy en 1898. Representa deidades esculpidas a lo largo de su tímpano; así aparece al centro Hibernia como patrona de Irlanda sosteniendo una antorcha, asistida por Minerva como alegoría de la Industria en general y otras esculturas alegóricas del Trabajo, el Comercio, la Libertad, las Artes,  …todas acompañadas de herramientas u objetos alusivos (rueca de hilar, arpa, caduceo, cincel, antorcha, …)

Contemplaremos los billetes de 10 libras de 1997, 20 libras de 1999, 20 libras de 2011 y 50 libras de 2005. Emitidos por el Northern Bank Limited en libras esterlinas. Este Banco comenzó como Northern Bank en Belfast en 1809, expandiéndose por Irlanda. En 1970 se fusionó con el Belfast Banking Company para formar el Northern Bank Limited. En 1988 fue adquirido por el National Australia Bank y en 2005 paso a manos del grupo danés Danske Bank Group.

Irlanda del Norte serie libras Northern Bank 1997-2011 anversos

Sus anversos representan personajes célebres por su contribución a la industria, que han pasado a la historia por sus inventos o sus desarrollos, como Dunlop con el neumático, Ferguson en el tractor moderno o Davidson con los procesos de calefacción, ventilación y aire acondicionado o con la maquinaria para el cultivo del té. Anversos cuya composición se completa con asimétricos guilloches y repetitivas bandas con la letra N como logo del Banco.

Irlanda del Norte serie libras Northern Bank 1997-2011 reversos

Para los reversos nos guardan el detalle del frontón que da entrada al City Hall, con la orquesta de deidades esculpidas a lo largo de su tímpano  triangular.

Tras el detalle que preside esta cara se dibuja un plano alzado de la silueta de la entrada y cúpula central (a la derecha) y de una de las esquinas con su torre (a la izquierda). Se completa con trazos geométricos circulares y en estrella, dameros y estructuras con ejes radiales.

El billete de 10 libras del NB de Irlanda del Norte de 1997 nos muestra al anverso a John Boyd Dunlop (1840-1921), veterinario escocés inventor del neumático con cámara y a su izquierda una bicicleta, el medio de transporte que más directamente se vio influido por su invento. Fundador de la compañía que lleva su nombre y el de una de las marcas de ruedas más reconocida mundialmente. Para el reverso nuevamente el detalle del frontón en cromaticidad amarronada.

El billete de 20 libras del NB de Irlanda del Norte de 1999 nos ofrece en el anverso a Harry Ferguson (1884-1960), inventor irlandés que contribuyó al desarrollo del tractor agrícola moderno. También desarrollaría el primer coche de Fórmula 1 con tracción en las cuatro ruedas. La marca que mantiene vivo su legado en su razón social es la americana Massey Ferguson. Acompaña el anverso a la izquierda el dibujo de un tractor de época. Para el reverso el frontón del City Hall, esta vez en cromaticidad morada.

El billete de 20 libras del NB de Irlanda del Norte de 2011 es igual a la edición anterior en sus composiciones y grabados. Solo cambia la cromaticidad predominante en el anverso, que es azul púrpura y el frontón en el reverso que se colorea de azul.

El billete de 50 libras del NB de Irlanda del Norte de 2005 nos ofrece a Samuel Cleveland Davidson (1846-1921), ingeniero británico inventor del aire acondicionado, entre otras invenciones para mejoras productivas, como la maquinaria que le acompaña al anverso, una cadena industrial para una fábrica recolectora y productora de té. Pare el reverso el tímpano del frontón del City Hall en tonalidades rosas y moradas.

Sus marcas de agua nos ofrecen los retratos que presiden cada ejemplar: Dunlop en el de 10£, Ferguson en los de 20£ y Davidson en el de 50£. A su derecha una filigrana con el valor del billete en texto inglés.

Las nuevas emisiones de libras ya van serigrafiadas con el nombre del nuevo Banco Danske Bank Group, aunque han decidido conservar las composiciones que hemos revisado, al menos durante la segunda década del s.XXI.

Personajes célebres con sus útiles inventos acompañando una arquitectura de meritoria revisión. ¡Espero que os guste!

¡Pasé por Allí, …en 2017!

ESCOCIA, últimas LIBRAS del Commercial Bank of Scotland, años ’40-’50 del s.XX

Escocia serie libras Commercial Bank años ’40-’50 s.XX anversos y reversos

Desde “Semejanzas” volvemos a la nación celta de Escocia, territorio norteuropeo que forma parte del Reino Unido en las islas británicas. Esta vez nuestra pasión notafílica se centrará en una emisión de libras del Commercial Bank of Scotland, antes de pasar a formar parte del Royal Bank of Scotland. Revisaremos los ejemplares de este banco escocés de 1 libra de 1953 y de 1957, de 5 libras de 1952 y de 20 libras de 1947, últimos diseños que compartirían como emisor al Commercial Bank of Scotland.

La trayectoria del Commercial Bank Of Scotland se inicia en 1810 en Edimburgo; tras su extensión por todo el territorio británico, con sucursales hasta en Londres, finalizaría en 1969 cuando pasó a formar parte del Royal Bank of Scotland. Diez años antes, en 1959 se fusionó con el National Bank of Scotland, manteniendo durante una década la denominación de  National Commercial Bank of Scotland Ltd.

Escocia serie libras Commercial Bank años ’40-’50 s.XX anversos

Contemplaremos algunos ejemplares en “pounds” de la última serie emitida antes de fusionarse, cambiar de nombre y finalmente ser parte del Royal Bank of Scotland. Todos los billetes que revisamos comparten un diseño semejante en sus anversos. Estos están presididos en los ejemplares de mayor valor (5 y 20 libras) por un marco circular con el rostro de Lord Cockburn, custodiado a izquierda y derecha por alegorías de la Agricultura y la Pesca (respectivamente con una hoz sobre mieses y sobre un ancla). En su lado opuesto un medallón con la cabeza ladeada de una joven con diadema de cardos (el cardo es el símbolo heráldico de Escocia desde hace cinco siglos y la Orden del Cardo es la orden de Caballeria que sigue en importancia a la Orden de la Jarretera; en ambas sus miembros solo pueden ser investidos por la Reina británica).

El mismo Lord Cockburn posa en un círculo a la derecha para los billetes de 1 libra, en los que las alegorías de la Agricultura y la Pesca pasan a ocupar todo el pie del anverso custodiando el medallón con el busto de una joven con diadema de cardos, desplazado al centro inferior. Se completa la composición con imágenes de barcos, parte del castillo de Edimburgo y un colorista cicloide con el blasón del escudo de armas del Banco como fondo para los textos. Fueron impresos por la empresa inglesa Bradbury, Wilkinson & Co. Ltd., de New Malden Surrey. Textos en inglés en ambos lados.

Escocia serie libras Commercial Bank años ’40-’50 s.XX reversos

Para los reversos de los valores de 1 libra, se muestra un marco rectangular con la identidad del Banco y sus datos del acta de constitución en 1810. En su interior una barroca composición representando el escudo de armas de la entidad bancaria, con un blasón con el apóstol San Andrés (patrón de Escocia) sujetando una peculiar cruz en forma de aspa (en la que dicen fue crucificado y que bajo el nombre de “Saltire” se usa en la bandera escocesa), coronado por un casco y una alegoría sentada con un ancla. Sobre su cabeza y a su alrededor una cinta con el texto “Ditat Servata Fides” (la fe conserva y enriquece). Al pie del blasón los típicos cardos escoceses y custodiando el escudo dos grifos rampantes (ave mitológica griega con cabeza de águila y cuerpo de león).

Los reversos en los ejemplares de 5 y 20 libras nos trasladan al 14, George Street de Edimburgo en el s. XIX y la sede central de Commercial Bank of Scotland, entre dibujos de la sociedad de la época, familias paseando, carruajes de caballos y niños jugando. El edificio de estilo grecorromano con columnas corintias es actualmente un negocio de hostelería, funcionando como bar, restaurante y club nocturno, conocido como The Dome. Fue proyectado por el arquitecto escocés David Rhind en 1834.

El personaje que preside la serie, Lord Cockburn, o Henry Thomas Cockburn (1779-1854) fue un eminente hombre de leyes y de letras en la Escocia del s.XIX, tanto como abogado y juez como en publicaciones como escritor. Fue además rector de la Universidad de Glasgow y valedor hacia la conservación de los edificios históricos de su ciudad. También ostentaría durante un tiempo la dirección del Commercial Bank of Scotland.

El billete de 1 libra del Commercial Bank of Scotland de 1953, de cromaticidad predominante violeta y textos en morado, lleva sobreimpresa en negro fecha y ciudad de emisión; doble numeración de serie en tipografía negra y la firma de John Maxwell Erskine como General Manager.  

El billete de 1 libra del Commercial Bank of Scotland de 1957; de cromaticidad predominante azul turquesa y textos en azul oscuro, lleva sobreimpresa en negro fecha y ciudad de emisión; doble numeración de serie en tipografía negra y la firma de Ian Macdonald como General Manager

El billete de 5 libras del Commercial Bank of Scotland de 1952, de cromaticidad predominante violeta y textos en morado, lleva sobreimpresa en negro fecha y ciudad de emisión; doble numeración de serie en tipografía negra y la firma de JM Erskine como General Manager

El billete de 20 libras del Commercial Bank of Scotland de 1947, de cromaticidad azul turquesa y textos en azul oscuro, lleva sobreimpresa en negro fecha y ciudad de emisión; doble numeración de serie en tipografía negra y la firma de JM Erskine como General Manager

Sus marcas de agua nos reproducen la alegoría con el busto femenino del medallón de los anversos, con la diadema de cardos sobre su pelo.

Última serie del billetario de un Banco que se inició como Comercial modesto y llegó a tener más de 500 sucursales entre Escocia e Inglaterra en siglo y medio. ¡Espero que os guste!  

SAN PEDRO Y MIGUELÓN, FRANCOS de los’50-’60 “Ilustres de Ultramar”

San Pedro y Miguelón serie francos 1950-1960 -Ilustres en Ultramar- anversos y reversos

Desde “Miscelánea” nos trasladamos hasta el lado americano del Atlántico Norte para recalar en un pequeño archipiélago vecino de Canadá, conocido como San Pedro y Miguelón. Son apenas ocho islas al sur de Terranova que forman parte de los Territorios de Ultramar de Francia. Su historia reciente situa a los portugueses desembarcando en las islas en los inicios del s. XVI, pero sería el gobierno francés quien se las anexó en el s. XVII cuando su pequeña población ser repartía entre indígenas canadienses y pescadores vascos y bretones. Las islas se poblarían y despoblarían, siendo foco de disputas entre ingleses y franceses, hasta que el Tratado de Paris en 1814 las devolvería a Francia. Fueron un puente de contrabando en los tiempos de la Ley Seca estadounidense, entre 1920 y 1933. Tras la 2ª Guerra Mundial decidieron pasar a ser Territorios del Ultramar de la República francesa.

Contemplaremos el peculiar billetario que circularía en sus islas en las décadas de los ’40 a ’60 del pasado siglo. Un artístico billetario que dio a conocer nobles, políticos y exploradores galos de los años dorados de las colonias, en los s. XVII y XVIII. Revisamos los ejemplares de San Pedro y Miguelón de 5 francos, 10 francos, 20 francos y 50 francos de 1950-60, así como las emisiones de 50 francos sobreimpreso 1 NF de 1960 y el ejemplar de 100 francos sobreimpreso 2NF de 1963.

Entre 1946 y 1955 la Caisse Centrale de la France d’Outre Mer emitió billetario para el archipiélago en francos. Fue a partir de 1960 cuando, coincidiendo con la llegada al poder en Francia de Charles de Gaulle (en 1958) y la instauración de la Quinta República (en 1960), se introdujo el “Nuevo franco o NF” cuyo cambio se estableció para esta colonia a 50 francos anteriores. En la revisión contemplaremos dos ejemplares con esta nueva monetización en forma de resello sobre el billete de valor anterior. Desde 1965 ya circularía solamente el franco francés, aunque el dólar canadiense sería aceptado igualmente. Actualmente tanto el euro como el dólar canadiense circulan con total aceptación en su territorio.

San Pedro y Miguelón serie francos 1950-1960 -Ilustres en Ultramar- anversos

Sus anversos nos deleitan con una composiciones multicolores que nos presentan a famosos exploradores, políticos, navegantes o nobles de los siglos XVII al XIX presidiendo ejemplares con paisajes, cabañas y oriundos de las colonias tropicales de Ultramar, junto a galeones, carabelas y naos de época. Textos en francés con la firma de André Postel-Vinay como Le Directeur Général. Números de serie en tipografía negra y el nombre del territorio “SAINT PIERRE ET MIQUELON” repetido por duplicado tanto en anverso como en reverso.

San Pedro y Miguelón serie francos 1950-1960 -Ilustres en Ultramar- reversos

Para los reversos mantienen los dibujos multicolores reproduciendo paisajes tropicales junto a habitantes indígenas y exuberante vegetación (composiciones algo desubicadas tratándose de unas islas del Atlántico Norte, pero que formaron parte de un billetario colonial muy repartido geográficamente).

Impresos por el Banque de France, los artistas responsables de estas magistrales viñetas fueron Georges André Klein, Paul Munier y William Fel, de la mano de los ilustradores Beltrand, Chapon, Broutin, Magd, Regnier y Armanelli.

El billete de 5 francos de San Pedro y Miguelón de 1950-60 nos ofrece en el anverso a Louis Antoine de Bougainville (1729-1811), explorador francés y almirante de la fragata “La Boudeuse”, que le acompaña en el grabado y que serviría en la guerra entre Francia y los estados de Norteamérica en el siglo XVIII. En el reverso una nativa con un colorista atuendo típico junto a frutas tropicales en un paisajes de palmerales, maizales, montañas y casa colonial.

El billete de 10 francos de San Pedro y Miguelón de 1950-60 nos muestra en el anverso a Jean Baptiste Colbert (1651-1690), marqués de Seignelay y Secretario de la Marina con el rey Luis XIV; completó el “Código Negro –Code Noir-” o decreto que definía las condiciones de exclavitud en el Imperio colonial francés, que sería aprobado por el rey francés en 1685. Completan la escena veleros surcando el mar cerca de la costa. Para el reverso una piragua en un lago entre exuberantes paisajes con arboles y frutas tropicales.

El billete de 20 francos de San Pedro y Miguelón de 1950-60 nos ofrece al anverso a Émile Gentil (1866-1914), líder militar francés y navegante que administraría diferentes colonias del África francesa. La composición se completa con una vista de un poblado africano de chozas y colonos negros. El reverso nos ofrece dos hombres oriundos africanos en un entorno lacustre.

El billete de 50 francos de San Pedro y Miguelón de 1950-60 nos deleita en el anverso con Pierre Bélain d’Esnambuc (1585-1637) junto a un galeón surcando el océano. Pierre Bélain d’Esnambuc fue un navegante francés del s. XVI (1585-1637) que expandió la colonización francesa en los territorios del Caribe, estableciendo la primera colonia gala de América central en la isla de la Martinica en 1635, sufragado por el Cardenal Richelieu y para el rey Luis XIII. Le siguieron la Guyana francesa, Guadalupe, San Pedro y Miguelón, y varias de las Antillas (que compartiría con los ingleses). El reverso nos ofrece la imagen de una nativa semidesnuda apoyada en una lanza sobre un colorista escudo y delante de una cabaña. 

El billete de 50 francos de San Pedro y Miguelón sobreimpreso 1NF de 1960 es una edición similar al anterior en la que se ha revalorizado con el contravalor de la nueva moneda “Nuevo Franco”, que queda expuesta con sobreimpresiones azules, de texto y número, en la zona circular blanca sobre la marca de agua. Este ejemplar rescata una emisión de la isla africana de La Reunión donde se ha tachado su procedencia mediante líneas horizontales sobre el texto de su ubicación primitiva.

El billete de 100 francos de San Pedro y Miguelón sobreimpreso 2NF de 1963 está presidido en su anverso por Bertrand-François Mahé (1699-1753), conde de La Bourdonnais y capitán de la Marina francesa que estuvo al servicio de los portugueses en Goa (India) y posteriormente gobernaría para la colonia las islas africanas de Mauricio y La Reunión. Le acompañan en la composición dos jóvenes nativas con frutas tropicales. El contravalor de 2NF se muestra sobre la marca de agua en sobreimpresión roja. Para el reverso un paisaje de montañas y palmeras y la cabeza y torso ladeado de una joven enjoyada.

Las marcas de agua en los valores pequeños son filigranas de anclas y barcos. Para los valores mayores la cabeza ladeada de Ceres, diosa de la Agricultura, la Fecundidad y las Cosechas (en el ejemplar de 50 francos) y la cabeza de una dama con gorro frigio (en el ejemplar de 100 francos).

Artística muestra de un billetario colonial universal para un territorio algo “desubicado” en cuanto a sus grabados. ¡Espero que os guste!